Uncategorized

Consulta previa del Lote 192 se firmó con 67 acuerdos mientras las comunidades siguen vigilantes

El Lote 192 es uno de los activos petroleros más importantes del Perú, y está ubicado entre las provincias del Datem del Marañón y Loreto. Sin embargo, también tiene un extenso  historial de derrames de petróleo, conflictos sociales y vulneraciones a los derechos de las comunidades indígenas que habitan a su alrededor. 

Desde 2015 hasta agosto de 2020 se han registrado 83 derrames de petróleo en el Lote 192, según datos recopilados en una investigación de la organización Oxfam y la plataforma Pueblos Indígenas Amazónicos Unidos en Defensa de sus Territorios (Puinamudt).

Foto: Comunidades del Lote 192

Uno de los hechos más importantes, que ha ocurrido con este activo petrolero que abarca las cuencas de los ríos Pastaza, Corrientes y Tigre, es que después de casi 5 años de lucha de los pueblos indígenas Achuar de Corrientes, Kichwa del Tigre y Quechuas del Pastaza, se llegó a la conclusión de la consulta previa con 67 acuerdos firmados entre el Estado Peruano y las 13 comunidades del Lote 192. 

El proceso de consulta previa del Lote 192 se inició en el 2015 para el ingreso de la petrolera Frontera Energy, por un contrato a corto plazo, pero ya existían factores que dificultaban que se respetara. Entre ellos, los incumplimientos del Estado de los compromisos firmados ese mismo año con comunidades indígenas pertenecientes a las federaciones FEDIQUEP, FECONACOR, OPIKAFPE Y ACODECOSPAT, respecto a la contaminación de sus territorios con derrames petroleros que venían denunciando desde el 2011.

En el 2017, la situación se complica con el riesgo de que PetroPerú negocie directamente con el Estado el ingreso de otra petrolera por 30 años, y eludiera la consulta previa con las comunidades del Lote 192. Frente a ello, los pueblos indígenas se organizaron haciendo una campaña de presión «Sin consulta no hay petróleo» para exigir al Estado que realice la consulta con cláusulas específicas que obliguen a la empresa entrante a cumplir con condiciones ambientales y sociales.

A inicios de mayo de 2018, se retomó el proceso de consulta previa, pero la pandemia y la falta de consensos entre las entidades del Estado interesadas en el Lote 192 y la desconfianza de las comunidades, hizo que se paralice nuevamente hasta los primeros meses del 2021.

El apu Ivler Sandi, vicepresidente de OPIKAFPE, explicó para Vigilante Amazónico que el reinicio de la consulta previa de este lote, se dio porque ellos estuvieron enviando cartas al Estado, porque buscaban llegar con una buena negociación. “Sabemos que el lote 192 es uno de los lotes más grandes de Loreto, la producción es un 20% que desarrolla el país, no estamos contra la extracción petrolera, sino queremos que respeten nuestro territorio y controlen la contaminación”, indicó. 

En febrero de este año, tras casi 4 años de operaciones, sale del Lote 192 la petrolera Frontera Energy generando una situación de incertidumbre no solo en lo laboral, sino también ambiental.Pese a que hubo una cobertura de Perú Petro a la emergencia sanitaria, no había remediación ambiental y seguían ocurriendo derrames de petróleo en la zona, debido a los ductos (tuberías) antiguos que hay en el lote. 

La importancia de los acuerdos firmados

Cabe señalar que como parte de la conclusión de la consulta previa, son los 67 acuerdos que se han firmado con las 13 comunidades del Lote 192, que pertenecen a los pueblos Achuar de Corrientes, Kichwa del Tigre y Quechuas del Pastaza. En estos se ha logrado poner en agenda que los impactos ambientales sean atendidos por el Estado de forma integral, y se entienda que afectan todas las dimensiones de la vida de los territorios indígenas. 

Uno de los acuerdos más importantes es el cambio de los ductos. Es preciso indicar que según el punto 3 de los Acuerdos firmados, en caso de no cumplirse con el cambio por la empresa entrante se considerará como causal de terminación del contrato. 

“Según la norma de Osinergmin, indica que las tuberías deben ser cambiadas a los 25 años de explotación petrolera, pero estos ductos tienen 50 años, al ingresar el operador del lote debe cambiar todo para asegurar que el petróleo no pase a los territorios”, agregó el apu.

Otro de los acuerdos destacados es el de los fondos sociales que salen de la producción fiscalizada del Lote. Si bien las empresas aportan al Estado a través de los impuestos y canon, estos recursos se destinan al gobierno regional y municipal, sin incluir a las comunidades indígenas.

Foto: Cortesía comunidades del Lote 192

Con este acuerdo, se busca que los fondos que existen desde el 2015, y que en ese entonces era el 0.75% de la producción fiscalizada del Lote 192, ahora sean directamente para las comunidades y se eleve al 1.5%. 

“Respecto a los fondos sociales, firmamos que el 1.5% de la producción fiscalizada de las empresas petroleras, irá a las comunidades, esto ayudará a mejorar la infraestructura en el tema de educación, construir veredas peatonales, postas, entre otros”, explicó el líder indígena. 

También se destaca el acuerdo sobre la servidumbre gratuita que el Estado otorga a las empresas petroleras, pese a que los pueblos indígenas son los dueños del territorio. Lo correcto sería que las empresas paguen a las comunidades por el uso de sus territorios indígenas. 

Sin embargo, el Estado ha mencionado que ese punto aún se encuentra en revisión debido a que las empresas tienen como derecho el acceso a la servidumbre, pero se acordó revisar ello en un grupo de trabajo con el Ministerio de Energía y Minas. Pero mientras se soluciona, la empresa podría solicitarla, por lo que sigue siendo una preocupación para las comunidades indígenas. De hecho, de otorgarse esta servidumbre sería un motivo de conflicto.

Este ingreso iría para el tema de educación, pues se tiene como propuesta crear una UGEL intercultural bilingüe, sin profesores mestizos, pues por muchos años, las comunidades han sido maltratadas y marginadas. En esa línea, también proponen crear una universidad intercultural para que los jóvenes de sus comunidades sigan preparándose. Asimismo, se acordó en el punto 35 con el Estado ampliar el plan de salud de las 4 cuencas, durante 5 años (2022 – 2026), con una atención integral, respecto a los metales pesados, las atenciones, y las brigadas de salud a las comunidades. 

También se plantea en uno de los acuerdos, que la gestión ambiental de la empresa que entre al Lote 192, debe incorporar los instrumentos que vienen arrastrándose de los lotes operadoras, asegurar que se siga alimentando el fondo de remediación que tiene el Estado para las 4 cuencas. 

Asimismo, en el acuerdo Nº 12 y 13, se acordó la firma de un convenio con PeruPetro para fortalecer los programas de monitoreo ambiental indígena que tienen las federaciones, respetando la independencia de estos programas, a través de equipamiento, e incluso la retribución económica por labores. Es importante resaltar que se va a respetar la independencia. 

 “Le hemos enseñado al Estado que sí es importante la mirada de los pueblos indígenas, muchas veces se tiene solo la mirada en el desarrollo del país, y no en el de pueblos indígenas, el desarrollo de los empresarios, pero no el desarrollo colectivo de pueblos indígenas, sabemos que no ha sido sencillo, pero hemos llegado a la parte final de la consulta previa en la cual la firmamos y buscamos hacer historia, dejando herramientas fundamentales para que los jóvenes de nuestras comunidades nativas puedan defender sus derecho”, agregó el apu. 

Se conoció que la empresa petrolera que entrará al Lote 192, sería Altamesa Energy Canadá, y que a los 3 meses, tras la firma del contrato con la petrolera, seguirán las reuniones del comité participativo para revisar y seguir trabajando los acuerdos plasmados en la consulta previa. 

Foto: Comunidades indígenas del Lote 192

La interlocución del Estado, estuvo a cargo del viceministro de Hidrocarburos del MINEM, Víctor Murillo, y por PeruPetro, Daniel Hokama. Asimismo, la firma del acta de consulta se realizó en la comunidad nativa Nuevo Andoas (Datem del Marañón, Loreto) con la participación de los representantes acreditados de las comunidades nativas Titiyacu, Nuevo Andoas, Alianza Topal, José Olaya, Nazareth, Nueva Jerusalén, Antioquía, Sauki, Pampa Hermosa, Centro Arenal, Doce de Octubre, Andrés Avelino Cáceres y San Juan de Bartra, Perupetro y el Ministerio de Energía y Minas (Minem), así como el Ministerio de Cultura y la Defensoría del Pueblo.

“Para nosotros es importante el camino que hemos abierto con el Estado y les hemos enseñado que los pueblos indígenas, somos personas que tenemos conocimientos de ancestros y cultura, no somos personas que vivimos en etapa primitiva. Si bien es cierto se ha firmado una consulta para el lote 192 esto no significa que se ha solucionado todo el problema, si estos acuerdos no se cumplen nosotros nos vamos a levantar con nuestras lanzas. Hemos dejado claro al Estado en el documento, acuerdos bastante importantes”, puntualizó el apu Ivler Sandi.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *