alertas

INCENDIOS SILENCIOSOS EN LA AMAZONÍA PERUANA

Foto: Reuters

La Amazonía peruana también viene siendo afectada por incendios forestales. Así lo detallan datos de la plataforma Global Forest Watch Fires, que usa información de la Nasa. Sólo en el 2019 se habla de más de 22 mil incendios lo que constituye uno de los principales problemas de la Amazonía.

Ucayali es el departamento amazónico con más incendios reportados. En lo que va del año ha habido 5 483 alertas de incendios en esa región.

Durante la segunda semana de agosto se reportaron incendios forestales en Oxapampa, en la región de Pasco.  Alrededor de unas 300 hectáreas de bosques naturales habrían sido consumidos por las malas prácticas agrícolas que están poniendo en peligro la Amazonía peruana. En la mayoría de casos, los incendios forestales son iniciados por el hombre y comienzan siendo focos de calor por las quemas de vegetación y pastizales naturales que realizan agricultores y ganaderos.

Foto: Environmental Investigation Agency

Malas prácticas agrícolas

La agricultura de talar y quemar árboles es una forma de agricultura migratoria en la cual la vegetación natural (bosques)  se tala y se quema como un método de despejar la tierra para cultivar, y luego, cuando la parcela se vuelve infértil, el agricultor se traslada a una nueva parcela y hace lo mismo una y otra vez. Este método no sólo destruye la Amazonía y con ello altera los ecosistemas naturales que habitan en ella, sino también nos dejará sin agua.

La relación del bosque y el agua

Los bosques son los ecosistemas que más agua producen. Estos guardan una enorme cantidad de agua en los árboles. La lluvia es asimilada por la vegetación y se evapora nuevamente para formar otra vez nubes. Al filtrar por la superficie del suelo, forma ríos, arroyos, lagos y lagunas.

Se deben entender las afectaciones de la Amazonía como afectaciones a un ecosistema forestal, y no como una afectación aislada. Un ecosistema forestal es un conjunto funcional de recursos forestales que comprenden la fauna, flora, suelo y recursos hídricos.

Los ecosistemas forestales generan una serie de servicios ambientales para toda la sociedad. Mantienen los canales hidrológicos necesarios para generar electricidad, resguardan los cauces de los ríos, retardando los procesos de erosión y estancamiento en las represas y canales; permiten el abastecimiento de recursos y materias primas.

A medida que perdemos los bosques, se disminuye la capacidad de capturar agua; se destruye el hábitat de plantas, animales y se afecta la vida de todos.

03 de septiembre de 2019

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *